miércoles, 12 de diciembre de 2018

Empezando con Enanos del Caos

Bienvenidos a todos, después de más medio año de parón, sin ninguna muestra de vida aparente, vuelvo a las andadas para enseñaros un nuevo proyecto en el que me he metido, y es que he empezado un mini ejército de Enanos del Caos, uno de esos caprichos que siempre había tenido.

El ejército será uno clásico (noventero) pero con la inclusión de unos K'daai pues tengo la intención de usarlos en WH Reforged, por lo demás será un ejercito al uso, con su lammasu, sus centauros y sus cañones de tamaño desmesurado XD.

Aquí os dejo lo primero pintado que tengo, todo es obra del compañero Fieldfactory, que como siempre ha conseguido un resultado de diez. Además están ya en proceso el Lammasu y el lanzacohetes, asi que esto marcha rápido.



Estos harán la función de jinetes Hobgoblin.

Antes de despedirme de vosotros me gustaría pediros consejo sobre que escudos usar con los guerreros y los centauros, pues el redondo de toda la vida no me hacen demasiada gracia con la estética que pretendo darles, así que estoy abierto a sugerencias, ya sean de histórico o de fantasía.

Un saludo a todos y nos leemos en un par de días donde haré una entrada más detallada sobre el devenir del blog, un abrazo a todos.

PD: no me he olvidado de mi ejercito enano, pero ando en búsqueda de las ultimas minis para completarlo, por eso no hay update.

jueves, 22 de marzo de 2018

Review Four a Miniatures

Buenas tardes a todos, estamos de vuelta tras unos meses de parón gracias a las vacaciones del máster (no soy como Cifuentes XD), y vengo a traeros un análisis de una marca poco conocida en el sector pero que tiene algunas referencias muy interesante y de esa estética antigua que a algunas tanto nos gusta.

Four a Miniatures es una empresa inglesa bastante pequeña con una web digna del paleolítico, pero que tiene algunas joyas entre su catalogo, pues tiene referencias de maestros como Kev Adams, en mi caso pille un enano del caos y un humano con la intención de usarlo en Mordheim o similares.



Producto: el esculpido de estas referencias en concreto es bastante bueno, con un nivel de detalle correcto y sobrio, lo que concuerda con la estética y concepto de la miniatura, las caras están esculpidas con mucha personalidad y no hay ningún fallo de casteo relevante ni linea de molde aparente. El metal es de calidad media, sin llegar a los estándares de GW o Infinity, cosa lógica viendo el precio que tienen. La escala es totalmente compatible con la clásica de warhammer, por lo que no debería de haber problemas para incluirlas en nuestro ejército.


Precio: el enano doble salió a 7 libras, mientras que el humano fueron 3, un precio genial incluso con la conversión libra/euro, a eso hay que sumarle el envió que al ser desde UK es siempre algo más caro, pero vamos que en total fueron unas 15 libras, que pare un capricho de dos minis (tres en sentido estricto) lo veo lógico.

Envio: tardo unos 10 días hábiles y llego todo en buen estado y con una tarjeta escrita a mano con un "Thanks", una tontería que siempre se agradece, además nada más enviarlo mando un correo personalizado con toda la info referente, así que guay en este aspecto.

Esto ha sido todo por hoy, nos leemos la semana que viene, que tengo que aprovechar las vacaciones para darle caña al blog, que me da una vergüenza tremenda tenerlo tan olvidado, bendiciones y buenas tardes.

miércoles, 13 de diciembre de 2017

El Gimnasio de GW - Teclis

Buenos días a todos, tras un tiempo de ausencia vuelvo a las andadas con la sección más antigua de este blog, sección que tiene como protagonista al mago vivo más poderoso y a mi personaje favorito de todo WHFB. Nuestro amigo elfo tuvo dos versiones a lo largo de los años, una durante la Cuarta edición y otra durante Sexta.

Modelo Cuarta edición: este modelo, que estuvo disponible originalmente en metal para luego ser rescatado en el vil finecast muchos años después, es un modelo con una pose algo estática (habitual en dicha época) pero con un nivel de detalle abrumador, que deja en bragas a muchas de las miniaturas que salen hoy en dia. A mi me parece una maravilla de miniatura que representa a la perfección a lo que es el mago en el trasfondo.


Modelos Sexta edición: estamos ante un modelo continuista en lo que a estética se refiere, que trae como principal cambio una pose más dinámica y combativa. La miniatura aun teniendo un buen nivel siempre me dio la sensación de ser algo tosca (a nivel de fisionomía) para lo que se supone que era un elfo delgaducho y enfermizo, aunque el resto de detalles si me mola bastante.


Conclusión: Teclis ha estado siempre muy bien representado en los campos de batalla, no obstante he de decir que me quede con ganas de ver una versión en octava, pues la mayoría de los héroes que sacaron en dicha versión eran una pasada, en concreto siempre me llamo la atención la ilustración que os pongo a continuación. Si tuviera que elegir me quedo con la de Cuarta claramente, aunque la pose tan estática hace que no llegue al 10, para mi es un 8 de mini.

Esto ha sido todo por hoy, espero que os haya gustado esta entrada y a ver si tardo menos en escribir la siguiente, un saludo y que vayan bien las navidades.

martes, 14 de noviembre de 2017

Entrevista a White Weasel Studio

Muy buenos días a todos, vuelvo a la carga con una entrevista a Ivan de White Weasel Studio, que han sido los que han pintado una buena parte de mi colección de miniaturas, y que a dia de hoy son uno de los estudios de pintura referente a nivel nacional y europeo. Espero que os parezca interesante conocer el punto de vista que tiene sobre nuestro mundillo y el sector del pintado por encargo.

Álvaro – La primera pregunta es ya un clásico, ¿Cómo os iniciasteis en el mundillo?, ¿y cómo surgió la idea de crear un estudio de pintura?

Iván: Sí, la verdad que es una pregunta que muchísima gente nos ha hecho, y tras llevar casi un lustro metido en esto, todavía hay gente cercana a mí que no sabe exactamente en qué consiste nuestro trabajo.

No siempre tuvimos una empresa como la que es hoy en día White Weasel Studio y el proyecto la verdad es que ha ido cambiando y evolucionando mucho a lo largo de todos estos años. Si echo la vista atrás y comparo cómo empezó todo y dónde estamos ahora, apenas puedo creerlo.

Todo comienza con varios amigos adolescentes pintado en un taller improvisado en su propia casa. Nos encantaba el hobby, pintar nuestras miniaturas y jugar partidas. Todos teníamos un nivel bueno de pintado, de manera que montamos un blog y decidimos ofrecer al mundo nuestros servicios. Nos fue tan bien que pronto no éramos capaces de absorber toda la demanda que teníamos, de manera que ideamos la posibilidad de profesionalizar esto. Tras muchos cambios y mejoras, errores y conocer la gente adecuada, el germen de lo que es hoy en día White Weasel estaba ya plantado. Y míranos ahora, de pintar a nuestros amigos del instituto a pintar para clientes en países tan lejanos como EEUU, Sudáfrica o Corea del Sur.


Al – ¿Cómo fueron los inicios en un sector tan poco asentado en España?, ¿con que dificultades os encontrasteis?

Iván: Pues la verdad es que al principio fue sobre todo un problema de medios y de tiempo. El mayor problema era encontrar tiempo para pintar en un taller medianamente decente. En nuestros comienzos todos teníamos trabajos y pintábamos por sacarnos un extra de sueldo, de manera que el crecimiento inicial en cuanto a infraestructura y posibilidades de inversión fue muy lento. ¡¡Recuerdo que llegamos a tener una lista de espera de un año!!

Otro gran problema fueron los precios. Al principio pintábamos muuuy barato (hablamos de 3 € miniatura por nuestro nivel Premium de hoy en día). Cuando lo subimos muchos clientes no entendieron el por qué, todas esas innumerables horas que invertimos en sus miniaturas. Poco a poco, a lo largo de los años, hemos ido educando a la gente y hoy en día se nota que el público aprecia mucho más el esfuerzo que dedicamos.


Al – A lo largo de los años se han podido percibir numerosos cambios en vuestra empresa, desde el cambio de nombre hasta la propia web, ¿Por qué surgieron y que resultados han provocado?

Iván: si, estos cambios eran totalmente necesarios. En cuanto conocí al que hoy en día es mi socio, Miguel, se me abrió todo un mundo de recursos hacia lo que yo quería tener. Éste fue el punto de inflexión para mí y lo que me decidió finalmente a profesionalizar todo. Él tiene otra empresa, en concreto una prestigiosa agencia de comunicación y diseño web y entorno 2.0. Gracias a él pudimos diseñar una estrategia digital y de marketing muy potente, reforzando una nueva marca atractiva para los mercados internacionales. De ahí surgió la idea al cambio actual de nombre White Weasel Studio y que siempre nuestro principal idioma en todas las redes sociales sea el inglés. De hecho ahora contamos con 3 webs diferentes dependiendo del mercado que ocupen y en breves habrá una cuarta.

Claro, enseguida esta estrategia empezó a funcionar muy bien y esto nos permitió un nivel de inversión mucho mayor en todos los aspectos, desde centralizar todos los servicios en nuestra oficina taller actual, hasta la mejora en todos los sentidos de la empresa: aumento de empleados y sueldos, packaging personalizado, aerógrafos y herramientas profesionales, mejor publicidad, imagen corporativa y visibilidad, etc. Por ejemplo, cuando empezamos teníamos 150 seguidos en Facebook y la cuenta era un drama. A día de hoy tenemos más de 10.000 y otros 8.000 en Instagram y subiendo.

Al - ¿Cuál es la principal diferencia entre pintar encargo o por diversión?, ¿Cómo lo afrontasteis?

Iván: la principal diferencia es la motivación. Cuando pintas por encargo tienes el riesgo de que muchas veces no te gusten las miniaturas en cuestión y se te hagan pesadas, de ahí que la clave sea pintar en equipo para ahorrar tiempos. Además tienes la presión del cliente y de dejarlo contento para que repita, cosa que nosotros nos tomamos muy muy en serio.

Cuando pintas miniaturas que te gustan o de tu ejército es muy diferente. Puedes dedicarles todas las horas y técnicas que quieras, disfrutándolas o directamente descartándolas si terminas aburrido de ellas. Si te soy sincero, echo de menos el poder retomar mi ejército de Altos Elfos.


Al - ¿Cuál ha sido vuestro encargo más ambicioso?

Iván: Un ejército de más de 10.000 puntos de Lobos Espaciales que tenemos subido en nuestro canal de Youtube. Seguramente contando personajes especiales llegue a los 15.000. Lo chulo del proyecto es que contiene todas las miniaturas de la gama tanto actuales como antiguas (sí, los personajes antiguos de metal también) y bastantes vehículos de Forge World poco habituales de ver como un tanque Fellblade, un Fireraptor, una Stormeagle, Cápsulas de Desembarco para Dreadnoughts…y ahora estamos pintándole a nuestro cliente un Mastodon porque también quiere introducirse en Warhammer 30K. Además de esto le pintamos toda una línea de defensa Aegis con el Cañón Aquila, varios búnkers y torretas antiaéreas, containers, barriles, etc para la mesa de juego donde expone su ejército. Unas 600 miniaturas en total a niveles desde Premium a Legendario.

Ahora mismo estamos pendientes de empezar con las miniaturas de una maqueta del Abismo de Helm al completo que hemos hecho en el taller. La maqueta tiene 2m de largo, por 1,50 m de ancho. Es totalmente modular y caben unas 800 miniaturas entre Cuernavilla, el muro exterior y los cientos de Uruks que pintaremos asaltándolo. Esa galería va a ser una pasada.


Al – ¿A día de hoy que servicios podéis ofrecer como empresa, y cuales son vuestros retos futuros?

Iván: A día de hoy copamos todos los tipos de servicios que un aficionado a los wargames y juegos de mesa pueda desear con el 100% de personalización. Nuestra línea de negocio principal es todavía el pintado de miniaturas junto con el montaje y las peanas, pero hacemos mucho más:
  •           Compra de las miniaturas. Parece una tontería, pero cuando vives en América y quieres que te pinten todo un ejército de Ángeles Sangrientos, se agradece no pagar aduanas.
  •           Conversión y esculpido de miniaturas.
  •          Diseñamos dioramas de todo tipo. En concreto os recomendamos toda la gama de escenas de El Señor de los Anillos y de temática canadiense de los primeros colonos de América del norte que tenemos en nuestra web. ¡Son una auténtica pasada!
  •           Construcción de escenografía personalizada. Hace relativamente poco abrimos esta nueva línea de negocio en la que podemos construiros desde un campo de Apocalypse con bunkers y barricadas, hasta edificios para Infinity, mesas de Blood Bowl, un tablero de Mordheim o Necromunda, etc. Todo 100% custom tanto en diseño como pintura.
  •     White Market: un sencillo sistema por el cual puedes canjear tus viejas miniaturas por descuentos para que tus encargos te resulten más baratos. Este servicio ha tenido una buena acogida porque…¿quién de nosotros no tiene Diógenes miniaturil?

Al – Siempre ha habido un debate en la comunidad sobre las tarifas en los servicios de pintura, unos argumentan que son caras, otros que no reflejan todas las horas de trabajo que se echan en cada miniatura, algunos han hablado incluso de competencia desleal por parte de gente que hunde los precios o que no cotizan aun teniendo volumen de negocio para hacerlo. ¿Qué opináis al respecto?

Iván: como bien dices, siempre ha sido un debate en la comunidad. Esto fue uno de los mayores problemas a los que nos enfrentamos cuando empezamos. La gente, que por lo general no pinta en casa, no comprende el valor del trabajo artístico que se lleva a cabo y el esfuerzo que lleva pintar miniaturas y dejarlas a gusto de un tercero, al margen ya del material que puedas emplear o de las innumerables horas que puedas echarle no sólo en el pintado o el montaje, si no en la manipulación y organización del encargo, el envío, etc. Yo siempre lo digo: en el studio nosotros vendemos ilusión, pasión por el hobby y tiempo, sobre todo tiempo. Hoy en día todavía tenemos gente que no lo entiende, pero como te decía antes, es cuestión de que pasen los años e ir educando al público.

Cuando la gente contacta con White Weasel Studio, bien por nuestras webs, blogs, foros o redes sociales, ya ven que tenemos una imagen corporativa seria que manda un mensaje claro, algo totalmente diferente a lo que un pintor en su casa puede ofrecer. Saben que están contratando un servicio Premium y para ello una atención al cliente ejemplar es fundamental. Es normal que el servicio sea más caro cuando se te ofrecen garantías de un gran acabado acorde a tus preferencias y totalmente personalizado, flexibilidad en los pagos, servicios postventa, seguimiento personalizado del proyecto, galería de fotos final profesional, corto tiempo de entrega, etc.

En cuanto a las competencias desleales, entiendo por qué la gente se monta un studio porque yo también empecé así. Con las pinturas y miniaturas que tienes en casa te haces una página de Facebook, un blog o subes lo que haces a algún foro y listo. Pero a la larga, si no tienes los contactos, la paciencia, la perseverancia y los medios, toda esta gente suele acabar harta de las minis en unos pocos años o bien pintando sólo lo que les gusta ya que no es rentable en absoluto. He llegado a ver clientes que han aceptado pintores que les harían un ejército de 600 miniaturas históricas de 28mm por 600 €, montaje y peanas incluidas. Nuestro equipo sacaría esto en 1 semana, pero a un pintor le costaría por lo menos 3 meses en el mejor de los casos. ¿600 € en 3 meses incluyendo materiales y envío? Le deseé suerte. Realmente no consideramos esto una competencia real, en cuanto a que no competimos con otra empresa que tenga los mismos recursos que nosotros y al final es normal que tu mejor amigo o tu vecino te pinte tu banda de Blood Bowl de Workshop, por poner un ejemplo.


Al – Hablando de temas menos feos, ¿cuál es la importancia que tiene en vuestra empresa el público extranjero?, ¿cómo abordasteis el hecho de tener presencia en otros mercados?

Iván: la importancia es vital. Ahora mismo más del 60% de nuestra facturación es de público extranjero, especialmente proveniente de Reino Unido y Estados Unidos, que son países con mucha más cultura en Wargames que España. Antes te mencionaba que precisamente nuestra estrategia desde un principio se basó en salir al exterior y  los mercados anglosajones, de ahí el tener webs específicas dependiendo del país. Para el 2018 el objetivo es seguir creciendo en visibilidad entrando en nuevos mercados como los países nórdicos o Alemania. A día de hoy creemos que el mercado nacional ya lo tenemos agotado y no se va a ampliar más a no ser que vengan oleadas de nuevas generaciones como en la época dorada de Games Workshop con ESDLA, por eso la expansión internacional es esencial.

La verdad que costó un poco penetrar en los mercados extranjeros. Al principio teníamos problemas de traducción y no terminábamos de expresar lo que queríamos en UK con nuestra imagen y promociones, pero una vez retocamos la web y cambiamos el mensaje, todo fue de perlas. De hecho son un público super agradecido y amable. Para el 2018 vamos a ampliar la cantidad de plataformas en las que estamos presentes en el extranjero con colaboraciones, participaciones en foros y blogs, etc.


Al – A nivel más general, ¿Qué opináis del estado del mundillo tanto en España como en el extranjero?

Iván: vivimos en una época de auge de las miniaturas y de todo el mundo “friki” en general. Antes si habías visto Star Wars o jugabas a rol, tus padres prácticamente pensaban que estabas metido en una secta. Ahora ese mundillo ha cambiado y haber visto el Señor de los Anillos o los Vengadores es lo normal. De hecho eres tú el raro si no conoces las principales sagas. Cada vez hay más merchandising y la explosión de la industria de los videojuegos ha ayudado también mucho.  Antes sólo tenías Games Workshop como marca de miniaturas prácticamente (hablo de hace tan sólo 10 años), pero hoy en día tienes tantas y de tantas temáticas distintas como desees. El siguiente paso con las impresoras láser será que cada uno directamente en nuestra casa nos imprimamos nuestros diseños, pero por suerte el pintado no es algo tan sencillo de recrear.

En España aunque no lo parezca hay una gran comunidad de jugadores de Wargames y mucho más variada que en el extranjero. En España tenemos encargos de todo tipo, cosa que no vemos en el exterior: histórico de 6mm, juegos de mesa como Descent o Imperial Assault, Infinity, Warhammer Fantasy y 40.000, Warmachine, Blood Bowl, Malifaux, Necromunda,…

En el extranjero la inmensa mayoría juega a Warhammer 40.000 y son mucho más sibaritas con lo que quieren. Se consume mucho Forge World, más de lo que la gente piensa, y suelen exigir cosas más personalizadas como peanas específicas, técnicas y temáticas concretas. Hace poco hicimos un ejército de Hijos de Horus con esquema y miniaturas de Pre-herejía de Horus que es una pasada.


Al - ¿Consideráis que el miniaturismo puede ser una forma de arte? O pensáis que es un hobby más.

Iván: es una forma de arte con todas las letras. Aunque nosotros para desarrollar una empresa sostenible lo hayamos “industrializado” creando un proceso de producción, no deja de ser un trabajo artístico. Cuando nosotros hacemos una miniatura en nivel legendario, es una obra de interpretación y aplicación de técnicas y efectos, algo puramente artístico en el que poder invertir tantas horas como desees. Un gran exponente de esto es Volomir, que con la web que creó hace un año más o menos, nos resalta este lado un poco olvidado del miniaturismo. 

Al – Solamente me queda daros las gracias por dedicarnos vuestros preciado tiempo, un saludo y que sigáis pintando por muchos años más.

Iván: muchas gracias Álvaro! Un placer estar aquí y que podamos leer tu blog por muchos años más también. ¡He de confesarte que el Gimnasio de Workshop es una de mis secciones favoritas!


Solamente me queda volver a agradecerle a Iván y a su equipo que nos hayan dedicado algo de tiempo de su apretada agenda, además de desearles suerte en este ambicioso proyecto en el que andan metidos. Espero que os haya parecido interesante la entrevista y nos seguimos leyendo.

martes, 31 de octubre de 2017

Si pudiera viajar en el tiempo...

Supongo que todos nos hemos preguntado alguna vez a donde iríamos si pudiéramos viajar en el tiempo, de hecho, esto ha sido reflejado en miles de películas y libros de las maneras más inverosímiles posibles. El otro dia, después de haberme tomado unas copas y mientras volvía a mi casa me puse a tratar de responder a dicha pregunta, y estas fueron mis conclusiones.

Lo primero que se me vino a mi cabeza fue lo genial que sería poder ver ciudades como Alejandría, Roma, Persepolis, Babilonia, Atenas o Tenochtitlan y así poder aprender más de esas civilizaciones, en concreto las que más me llamaban la atención eran las que no habían sobrevivido a nuestro tiempo (Persia, Aztecas, Cartago,....). También me hubiera gustado ver las grandes maravillas del mundo antiguo en su esplendor y visitar lugares de leyenda como la teórica ubicación de Troya, la Constantinopla de Belisario, el Califato de Cordoba o la Xian de Marco Polo.


Todo esto me sonaba genial, pero sentía que sería un turista más y que no me llevaría más de unas fotos increíbles y algo más de cultura (que no es poco ojo), así que cambie el concepto y me puse a teorizar sobre en que épocas me lo pasaría mejor y en cual podría disfrutar más de tan insólita experiencia. Se me vinieron tres momentos a la cabeza, el primero sería haber vivido el Paris de los años 20 donde rebosaba la cultura por cada calle, un Paris donde se fraguo buena parte la intelectualidad que luego guiaría al mundo, tras eso pensé en vivir el Mayo francés del 68, una época de profundos cambios políticos y sociales que marco una conciencia de clase de la que me siento heredero (dentro de la más absoluta modestia), el último lugar al que se me ocurrió ir era al festival de Woodstock, un momento de leyenda para la música y la cultura popular donde el alcohol, la droga y el amor libre campaban a sus anchas formando una espiral del positivismo y despreocupación como nunca se había visto. 


De lo anteriormente mencionado me quedaría sinceramente con la última opción, pero aun así tenía la sensación de que allí sería un forastero, un extraño viviendo algo que no le pertenecía. Con esto en mente y ya quedando poco para llegar a mi casa, caí en el hecho de que el tiempo al que más me apetecía retroceder no era otro que a mi infancia, poder volver a rememorar eso momentos en los que uno descubre todo lo que le rodea, esos momentos en los que jugaba con mis padres en el salón de casa o con mis amigos en el patio de mi bloque, el primer dia en el que uno se enamoraba de alguien o volver a ver a la gente que ya no está entre nosotros. Por eso el lugar al que me gustaría viajar no es un gran imperio de la antigüedad o un festival donde tocaban Janis Joplin o Carlos Santana, mi lugar preferido para viajar en el tiempo serian la Málaga y Bolonia de finales de los 90 y principios de milenio, unos lugares y una época donde para bien a para mal me fragüe como persona.

Un hombre más sabio que yo dijo una vez "Los hombres miran al pasado para encontrar una prueba de que aun siguen vivos", y por fin puedo entender lo que de verdad significaba esa frase.


miércoles, 25 de octubre de 2017

Rey Kazador, mudanzas y otras cosas

Buenas a todos, tras una semana de inacción vengo con una entrada en la que explico los motivos del retraso en la publicación de entradas, y además aprovecho para enseñaros la mini del rey kazador que me pinto el compañero Fieldfactory.

El motivo del retraso es que por fin me he mudado a Madrid para empezar mis estudios de master, así que entre mudanzas y estudios tengo poco tiempo libre, pues la verdad que es un master duro e integro en ingles, a eso hay que unirle el hecho de que no puedo acceder a mis minis pues me las he dejado en Málaga, por eso lo durante estas primeras semanas traeré como mucho una entrada a la semana. Eso si tengo un tienda de GW a unos 10 metros de mi casa así que parece que podré seguir conectado al hobby de forma directa, espero que la influencia de los sigmarines no haga mella en mi XD.

Y ahora os dejo por aquí las fotos del Rey Kazador, que si no me queda una entrada de pura palabrería y se que eso no gusta mucho. El esquema es el clásico y el estandarte lo removí porque nunca he sido muy fan de ellos (acepto la lapidación por sacrílego).




Un saludo a todos y nos seguimos leyendo por las redes.

martes, 17 de octubre de 2017

Cine - El perro andaluz

Corría el año 1929, en aquella época Paris era uno de los epicientros culturales del mundo, por sus hermosas calles se fraguaban las leyendas de iconos como Fitzgerald, Picasso, Proust, Hemingway, Matisse, Miró o Modigliani. Entre tanto nombre ilustre aparecieron dos jóvenes que con el paso del tiempo alcanzarían el apelativo de genios, el nombre de estos dos españoles no era otro que el de Luis Buñuel y Salvador Dali.

Los dos amigos y maestros decidieron colaborar en la realización de una película que dirigiría el propio Buñuel, una película de veinte minutos de duración que tenía como fuente de inspiración al movimiento surrealista que el intelectual Andre Breton había creado en Francia unos años atrás, dicho movimiento se basaba en el precepto de que la creación artística tenía que basarse en automatismos psicologicos, no en un proceso de reflexión y razón previa, es decir, que se produzca desde el subsconsciente y no desde la razón. Es importante señalar esto pues era intención de Buñuel y Dali que ninguno de los fragmentos de El perro andaluz fueron entendidos como algo simbólico, sino como algo puramente instintivo, en definitiva, que su idea era la de que las imágenes no encerraran mensaje alguno.


Una vez contextualizado el movimiento en el que nace el cortometraje, vamos a pasar a diseccionarlo, la cinta de veinte minutos de duración esta construida sobre unas imágenes de una sobrecogedora fuerza, belleza y dureza, que nos narran unos acontecimientos no relacionados entre si, acontecimientos que según sus autores están basados en buena parte en pasajes oníricos de ellos mismos. Es importante señalar la duración pues debido al tipo de película que es, se nos haría muy dificil aguantar una o dos horas con una narrativa tan vanguardista y complicada de procesar.

Supongo que algunos de ustedes se estarán preguntando el por qué trato de analizar una película que estaba hecha por sus creadores para que no fuera analizada, pues su fin inicial era que las imagines nos sobrecogieran y nada más. Trato de analizarlo por que el surrealismo es posiblemente uno de los movimientos artísticos en los que menos creo, pues por muy interesante que sea su idea inicial, creo que es imposible crear eliminando todo resquicio de cultura, educación y vivencias que uno tenga. De hecho el resto de la obra de Buñuel es profundamente realista y tiene un marcado carácter social. Esta incongruencia que yo veo se puede percibir en fragmentos como el que protagonizan los curas (Buñuel siempre ha tenido una obsesión por criticar con la iglesia y con su ideología) o el inicio en el que el propio director sale mirando a través de la ventana, que es una referencia a como Buñuel actuaba con su entorno.

Para mi estamos ante una obra maestra, con unas imágenes que casi noventa años después siguen teniendo una fuerza estremecedora y siguen generando una gran controversia en la sociedad, además de que es la mejor película surrealista jamás rodada y una de las obras cumbre de este movimiento, por eso solo me queda recomendarles que la vean, eso si, siendo conscientes de que es algo totalmente dispar a lo que todos (yo me incluyo) estamos acostumbrados a ver o leer.